Ponme unos Ángeles Negros que me canten cuando me mires

Un coro de Ángeles negros de voces perfectas,

haciendo las voces graves a los Angeles de siempre.

Ponme un coro que cante, porque en ese momento yo por fin veré.

El propósito de mi vida brillará una última vez.

un rayo de luz surgirá de oriente. Se iluminará mi mente con un fogonazo azul.

Veré las piezas encajar… por fin.

Mi corazón lo verá primero. Siempre ha sido el primero.

Luego lo entenderé. Un sólo vistazo y entenderé a mi corazón.

Luego mi cuerpo. En Armonía con mi corazón.

Ya no duele nada. Ya no importa nada. Ya está

Y está El.

Están todos.

Cómo me ha quedado esta larga cambiada.

Y das un salto: Anda pero si estoy fuera del tiempo. estoy fuera del espacio.

¿Dónde estoy?

Que le pongan un gin-tonic esos ángeles negros o si no los blancos.

P.D. felicidades Rafael

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *