Para qué sirve la fe (en el mundo de los negocios)

nota previa: ¿quieres jugar un poco con los bots indexadores y su inteligencia artificial? Vamos a ver qué pilla la IA de google sobre este artículo. Eso sí,  para que no diga que juego sucio uso unicamente contenido original como punto de partida. De hecho un título guay para este artículo sería “La Fe del emprendedor” pero no me da la gana ponerlo al principio.

Si te dedicas al SEO o sabes algo de SEO no me negarás que el titulo de este artículo es lo más anti posicionamiento orgánico que puedas imaginar. Me importa un pepino. Lo curioso es que esta actitud rebelde va a provocar que mucha gente no lea esto tan interesante que voy a escribir pero ….Esto es mi blog donde me expreso como me da la gana y no como quiere un bot aunque sea el de Google (Fijate lo que va a interpretar el bot de este texto cuando vea juntas las “keywords” SEO, pepino, emprendedor, blog, bot, IA y fe que es de lo que va realmente este artículo).

Bot de Google: este articulo va de la fe en los negocios.

Venga, ahora un poco de “desambiguación” o eliminar las ambigüedades de lo que vamos a hablar.  “Fe en los negocios” significa aquí la confianza necesaria para sacar adelante tu startup. No va de creer en los negocios ni nada de eso. Señor bot-de-google te lo pongo fácil. Esto va de cómo gestionar la incertidumbre en las decisiones de las startups. Pero como quiero fastidiar al bot busco una expresión sinónima:

Cómo manejar la incertidumbre si eres emprendedor

Ahora vamos al grano.

La fe lo es todo para una empresa que está empezando. La fe es creer en lo que no hemos visto ni experimentado. La fe se expresa en la confianza en el futuro, en que vas a solucionar un problema a un grupo suficiente de personas de una forma mejor o novedosa o más eficiente.

Lo curioso de la fe es que  los teóricos del emprendimiento pasan de ella. ¿Conoces a algun gurú que hable de la Fe del Emprendedor? En realidad cuando hablamos de formular hipótesis estamos usando la fe porque decimos expresiones de este estilo:

“Creo que mi chat-bot sobre asistencia domiciliaria va a servir a las personas mayores de 75 años”

“Pienso que mi web para hacer camas a domicilio va a marcar un antes y un después en el mundo de los camastrones”

Así que cualquier hipótesis es un acto de fe. Vale. Pero yo quiero aportar algo como emprendedor a este planteamiento de formular hipótesis que luego hay que validar hablando o haciendo algun tipo de experimiento o test de medida. Sin la fe adecuada no formularás bien las hipótesis.

En la sociedad actual donde queremos tener todo asegurado por si pasa algo nos olvidamos de que la vida es eso que sucede mientras hacemos planes para vivirla. La vida es incertidumbre. Por eso las personas que son funcionarios muestran un sometimiento a la autoridad en mi opinión excesivo y una aversión al riesgo profesional que muchas veces les paraliza e impide que mejoren su función en favor de la sociedad. La estabilidad es para ellos un valor fundamental. Pero la vida es incertidumbre.

Aclaración: en España, donde vivo, los funcionarios son vitalicios, nadie puede echarles, tienen puesto de trabajo pagado para toda la vida

Un emprendedor debe saber gestionar la incertidumbre en grado máximo. No sabes quien es tu cliente, no sabes si tu producto o servicio van a gustarle a la gente, no sabes qué canal es el adecuado. No sabes si vas a conseguir financiar la empresa. Tampoco sabes si esa persona que buscas como colaborador es la adecuada.

¿Cómo gestionar la incertumbre?

Con la fe. Hay varios puntos en los que hay que tener confianza. Fe en tus propias capacidades. Fe en tu idea. Fe en tus colaboradores. Fe en el mercado que tiende a retribuir a los que ofrecen algo valioso. Fe en los clientes.

Tipos de Fe que necesita el emprendedor (o si quieres, ¿En qué tiene que creer el emprendedor?)

La fe en el producto hace que el emprendedor cree un prototipo y busque usuarios (“early adopters”).

La fe hace que esas herramientas de busqueda de encaje producto-cliente y esas metodologías como “lean startup” tengan sentido.

¿Cómo aumentar mi fe?

Para aumentar la fe en tí mismo necesitas resultados. Con pequeños logros. Para lograr pequeños logros tienes necesidad de ser disciplinado. Para ser disciplinado tienes que estar convencido de que haces algo útil y enfocar tu pasión a la ejecución de pequeños planes de acción medibles (SMART)

Ah, la incertidumbre se suele disfrazar con la expresión “tener suerte”. Para tener suerte en tu empresa no basta la fe. Esa “suerte” es algo exterior a tí, solo puedes poner lo que esté de tu parte para atraerla pero Algo o Alguien tiene la última palabra. No  somos bots de google, somos seres humanos que vivimos en un universo lleno de dimensiones que no son solo complejidad. Son otra cosa que una IA nunca pillará. ¿Una IA en su sano juicio escribiría un artículo poniendo pegas para que sea difundido?. ¿una IA se autosabotearía como hacen muchos emprendedores cuando están a punto de conseguir su sueño? ….

 

Motivación del emprendedor

Cada emprendedor tiene sus propios motivos

Este es el punto clave de un emprendedor. Quieres hacer algo. Muchas veces la idea es buena pero llevarla a cabo, crear algo desde la nada, es siempre difícil.  En este punto hay que ver qué tipo de motivación te va a empujar a conseguir tus metas. No todos los emprendedores son iguales:

Hay emprendedores a la fuerza porque heredan de su familia un negocio que hay que hacer crecer.

Hay un tipo de emprendedor que simplemente copia lo que ha aprendido en una empresa y mejora algun punto que no iba bien y con eso ya tiene un modelo de negocio que conoce bien de su anterior empresa. Es algo inteligente porque el emprendedor sabe que eso funciona. No tendrá las típicas dudas del emprendedor que está adentrándose en terreno desconocido.

También tenemos al “emprendedor financiero” que es ese tipo de persona que busca negocios que ya han empezado otros y que compra el negocio en sus primeros pasos para hacerlo crecer.  De ahí saco lo de “financiero”. Es gente muy bien relacionada con inversores como te puedes imaginar.

Y nos queda el emprendedor desde cero. Esta persona necesita creer en lo que hace, superar el aislamiento mental y físico, ser resistente a los “noes”, ser perseverante en la idea hasta tener evidencias, hechos, de que la idea funciona o de que no funciona y hay que abandonarla. Este emprendedor es el más disruptivo. Es el que más va a cambiar el mundo porque su empresa es totalmente nueva. Es el que más crea y también el que más fracasa.

¿Cómo motivar al “emprendedor desde cero”? 4 ideas sencillas y fáciles de aplicar

1.- Busca un compañero, un co-fundador. No tengas prisa en elegir a uno porque es lo más importante para tener éxito. Lo ideal es que te complemente y que sepa del mercado en el que quieres comenzar.

2.- Piensa en que estás creando algo. Casi nadie está en tu posición. Casi todos andan por caminos ya trillados, recorridos miles de veces por otros y aun así se pierden. Creas algo que soluciona un dolor a tu cliente potencial

3.- Sal de tu casa, edificio o vivero de empresas para jóvenes emprendedores (burbujas irreales básicamente) y vete a la p. calle. Habla con tu perfil de cliente potencial. Esta frase condensa lo que yo he aprendido sobre motivación: Consigue un pequeño logro cada día. Un pequeño logro es tomarse un café con un perfil de cliente potencial y soltarle tus ideas a ver qué pasa.

4.- Si no superas el miedo a que tu idea no guste a ese perfil de cliente potencial estás perdiendo el tiempo miserablemente. Deja todo, haz un master de algo raro y busca trabajo. No tienes un problema de motivación sino de foco. Otro día te cuento el chiste de la manzana que se cae del árbol y ve desde el suelo que las otras manzanas se están riendo de ella.

Saludos desde mi emprendimiento. Ahora mismo voy a llamar a uno de mis clientes potenciales, a ver qué pasa.

Si te gusta, comparte

 

Ponme unos Ángeles Negros que me canten cuando me mires

Un coro de Ángeles negros de voces perfectas,

haciendo las voces graves a los Angeles de siempre.

Ponme un coro que cante, porque en ese momento yo por fin veré.

El propósito de mi vida brillará una última vez.

un rayo de luz surgirá de oriente. Se iluminará mi mente con un fogonazo azul.

Veré las piezas encajar… por fin.

Mi corazón lo verá primero. Siempre ha sido el primero.

Luego lo entenderé. Un sólo vistazo y entenderé a mi corazón.

Luego mi cuerpo. En Armonía con mi corazón.

Ya no duele nada. Ya no importa nada. Ya está

Y está El.

Están todos.

Cómo me ha quedado esta larga cambiada.

Y das un salto: Anda pero si estoy fuera del tiempo. estoy fuera del espacio.

¿Dónde estoy?

Que le pongan un gin-tonic esos ángeles negros o si no los blancos.

P.D. felicidades Rafael

 

Coaching para emprendedores. Una herramienta

Qué funciona para Emprender en 2017

En 2017 el coaching para emprender no va a ser diferente en lo esencial a la filosofía del coaching que yo aplico y cuyo modelo se resume en  5 grandes pilares. No es que lo diga yo, basado en mi experiencia diaria, sino que verás que es lo que aseguran los 2 grandes focos de emprendimiento a nivel mundial: Sillicon Valley y el MIT. El objetivo para hoy es sencillo:

Vamos a ver cómo puedes transformarte en una persona mucho más capaz de emprender.

Empezamos por las 5 competencias o pilares que vamos a utilizar como herramienta para tu cambio radical en 2017. No te sorprendas por los nombres porque necesitan una pequeña explicación:

  • Escucha activa del emprendedor
  • “Autogestión” del coach
  • Intuición del coach
  • Orientación a la acción
  • Curiosidad

Espero que sepas más o menos qué es el coaching, si necesitas una explicación mayor puedes ir a este enlace. Ahora lo que nos interesa es aplicar estas competencias básicas al trabajo del emprendimiento. Te lo resumo muy brevemente y así te vas haciendo idea de por qué son tan interesantes estas habilidades para tí como emprendedor:

  • Al igual que un coach tú, como emprendedor, necesitas escuchar activamente, especialmente a los futuros clientes pero también a tus compañeros de viaje. La escucha activa es un tipo especial de escucha y hay que practicarla porque no es habitual.
  • un coach necesita Gestionar sus propias emociones ante lo que escucha del “coachee” -el “coacheado” o cliente-. Tú deberás aprender a autogestionar tus emociones si quieres liderar un emprendimiento. Piensa por ejemplo en resistencia a la frustración o en la gestión de tus miedos o en controlar la ira o la impaciencia.
  • Tendrás que aprovechar tus recursos personales. Uno de ellos es la intuición. Entendemos aquí por intuición  a ese conocimiento que adquieres a través de todos los sentidos y del que no eres consciente pero que aplicas cuando hace falta y le dejas “aparecer” cuando “sueltas” lo que “te viene” en ese momento a la cabeza por si puede ser de utilidad para el proyecto.
  • El coach trabaja la curiosidad entendida aquí como una atención al mundo del coachee, para comprender sus emociones y acciones y buscar lo que encaja y lo que no encaja en la visión del coachee. La curiosidad aquí se entiende como apertura total de la mente, sin querer juzgar lo que nos cuentan. Es como la sorpresa original de los niños cuando empiezan a entender el mundo. Como emprendedor este tipo de curiosidad te hará ver oportunidades donde otros no ven absolutamente nada.
  • El coach trabaja para orientar a la acción el conocimiento que ha conseguido el coachee respondiendo a las cuestiones del coach. A veces simplemente es ayudar a profundizar en el conocimiento. Como emprendedor aprovechas el nuevo conocimiento que te aportan los futuros clientes para hacer algo con él: crear un MVP (Mínimo Producto Viable), buscar un aliado, redefinir tu propuesta única de valor, etc. Piensa en la diferencia entre un emprendedor y un cursa-cursos o consumidor-de-contenidos-on-line. Saben mucho (saben un “huevo”) de marketing on line, UX, landing pages, blogs, prototipos y modelos de negocio pero …. no hacen nada.

Herramienta GECIO de coaching para emprendedores

Usando estas 5 competencias básicas GECIO (Gestión de las Emociones, Escucha Activa, Curiosidad, Intuición y Orientación a la acción) que usan los coaches profesionales vamos a explicar una herramienta en forma de guía para ayudarte como emprendedor a que adquieras en lo posible estas 5 competencias del mundo del coaching y que vamos a personalizar para que las uses como un sistema útil para emprender en el día a día.

Lo primero que tienes que aprender es que está científicamente demostrado por investigadores del MIT (Massachussets Institute of Techlogoy) que se emprende mejor en equipo que uno solo. El equipo ideal es además muy variado. Son equipos muy pequeños inicialmente, de 2 o 3 personas, cada una experta en un área. El caso más clásico es el del equipo de 2 personas: la persona de desarrollo de negocio y la persona de perfil más técnico. Bien es verdad que también está demostrado que las 2 personas hacen de todo inicialmente, especialmente en la etapa de búsqueda de servicio o producto novedoso y en la de encaje del producto con el mercado.

Mito: Un emprendedor tiene que dedicar su mayor esfuerzo a sacar un producto novedoso.

Realidad: Es cierto que un emprendedor trata con productos nuevos y oportunidades. Pero es totalmente falso que sea lo más importante a lo que dedique sus mayores esfuerzos. La realidad es que el líder de la startup dedica el 90% de su tiempo a tratar con personas: co-fundadores, técnicos, inversores, instituciones, gobierno, …. y no te olvides de las personas más importantes en la fase de emprendimiento: los futuros clientes.

Respuesta: Un emprendedor de éxito dedica el 90% de su tiempo a tratar con los futuros clientes

Cualquier mejora en las 5 competencias de las que hemos hablado significará un avance impresionante hacia la meta de una nueva empresa exitosa.

Vamos a crear la herramienta GECIO a partir de tu propia autoevaluación. Al grano:

  • G:¿Qué sentimiento te hace perder la paz más a menudo?
    • pistas: el miedo a…. / la impaciencia por …… / la tristeza ante la dificultad …….
  • E:Escucha Activa: Analiza la última conversación que has tenido con un cliente potencial. (No vale otro tipo de persona)
    • % de tiempo que has hablado tú: …..
    • % de tiempo que ha hablado el cliente potencial: ……
    • Nº de preguntas que has hecho al cliente potencial: ……
  • C: Curiosidad. Analiza de nuevo la última conversación con un cliente potencial o alguien conocedor del mercado en el que buscas emprender.
    • 5 Ideas que te hayan sorprendido:
      • 1.- ………………………………
      • 2.- ………………………………
      • 3.- ………………………………
      • 4.- ………………………………
      • 5.- ………………………………
    • una frase o afirmación que no te haya cuadrado. Algo que no encaje entre lo que has visto y lo que te cuentan: ………………….
  • I: Intuición: Escribe 3 ideas relacionadas con tu emprendimiento que te hayan venido a la cabeza MIENTRAS estabas hablando con el cliente potencial o el gurú:
    • 1- ……………………………………………….
    • 2.- ………………………………………………
    • 3.- ……………………………………………..
  • O: Operaciones. Orientación a la Acción. Repasa tus respuestas, que espero hayas puesto por escrito, en los 4 apartados anteriores.
    • A.- si no has puesto por escrito las respuestas hazlo ahora
    • B.- Si no has hablado últimamente con un cliente potencial busca inmediatamente, ahora, su teléfono y pidele una entrevista. Prepara preguntas para hacerle y responde luego a las cuestiones que te he puesto aquí (apartados G:E:C:I:)
    • ¿Ya lo has hecho? Si no lo has hecho por favor vete y hazlo y no vuelvas a este blog hasta que lo hayas hecho. Esto es para que tomes acción y cambies no es para cursa-cursos o consumidor-de-contenidos-on-line. Vete por favor, no vuelvas por aquí. En serio. Esto es muy aburrido y ya sabes la teoría. Sólo tiene interés si te molestas en ponerlo en práctica. Si eres un cursa-cursos vete a este enlace que te hará feliz (y no vuelvas, esto no es para tí)
    • Si eres emprendedor y aspiras a liderar tu startup escribe a continuación qué paso puedes dar para aprovechar lo que has aprendido del cliente potencial. Sólo una acción pero que sea relevante:
    • Acción a realizar: …………………………………………..
    • Fecha tope en que tiene que estar hecha: …./…./…..
    • por favor déjame tus comentarios y respuestas. Haré lo posible por ayudarte.

Si te ha ayudado corre la voz y comparte

Si quieres enviarme tus respuestas GECIO puedes usar este formulario:

Cómo ser feliz

felicidad

Así, sin más.  Es una cuestión muy sorprendente. Sólo los humanos se lo preguntan. Los perros y los gatos no se preguntan si son felices. Los robots del futuro tampoco se preguntan cómo ser felices.

Qué es ser feliz

La pregunta de cómo se consigue ser feliz contiene una velada afirmación: “No soy feliz” por eso me pregunto cómo conseguirlo. Si piensas un poco te saldrán preguntas como “¿Cómo aceptar lo que soy?” que ya está mucho más elaborada y que supone haber pensado más o menos así:

-“No soy feliz porque no tengo lo que quiero”

-“Las personas más felices que conozco no desean tener muchas cosas o dinero”

-“Puedo aceptar quien soy, con mis limitaciones”

Yo te voy a adelantar mis propias reflexiones y mi respuesta a esta pregunta:

  • Ser feliz no es estar en paz. La paz es una consecuencia de la lucha interior (ying y yang). La felicidad es un proceso, un viaje.
  • Yo, no sé tu caso, necesito para ser feliz tener un propósito en mi vida. Necesito una meta suficientemente ambiciosa y realista que merezca la pena
  • Soy feliz mientras percibo que me acerco a ese propósito de mi vida..
  • Soy feliz cuando percibo que voy por el buen camino. En ese viaje disfruto de las personas con las que vivo,  del color de las hojas en otoño, de la brisa suave, de esos raros momentos en que el sol me acaricia sin quemarme y no tengo frío.
  • Disfruto de los logros que voy consiguiendo. Ser feliz no es disfrutar. Es más. Ese camino de la felicidad para mí es el de una profunda transformación interior para llegar a ser mi ideal de persona.
  • Saco energía de las personas buenas con las que me relaciono, a pesar de estar rezongando todo el día que quiero la soledad.
  • Poco a poco noto una llamada interior que me dice que no me encandile demasiado, que no me enganche a las personas que quiero. Algo interior me dice que aprenda a dar sin esperar nada a cambio. Tu pareja acabará dando muestras de ser un ser humano limitado, tus amigos te acabarán decepcionando porque son seres humanos limitados como tú, tu familia es tu gozo y también tu corona …¿de espinas?
  • siempre me he reido (disimuladamente) de la gente que dice que lo importante es ser, no tener. Me parece algo obvio. Para ser feliz tienes que ser. Ser “alguien”. Vamos, que le importes a alguien por quien eres.
  • Termino con mi gran descubrimiento sobre esta pregunta. Necesitas a los demás para ser feliz. Empiezas necesitando a alguien que te mire apreciando lo que eres. Más tarde necesitas a alguien que te valore, con todos los detalles, las sombras y los colores. La lucha desesperada de los que buscamos ganar más dinero, más  medios para hacer las cosas que queremos persigue que nos miren así, con respeto y si puede ser con admiración profunda.
  • Luego descubres que no solo quieres admiración, quieres que te quieran. En realidad necesitas saber que alguien te quiere de verdad y quieres merecer ese amor.

¿Cómo ser feliz. Por dónde empiezo?

Por el final. Empieza por el final, por el fin o propósito de tu vida. Te digo mi propósito de vida: Brillar un instante, reflejando lo mejor que pueda la luz del Sol, para dar luz y calor a los que me acompañan en la vida.

De este “final” se desprenden algunos principios:

1.- Hay Alguien que me mira con un amor infinito. Incondicional. Inconmensurable, Increible, Inimaginable, Inaudito. Me encantaría experimentarlo, notarlo, creerlo porque ahí está mi secreto para ser feliz.

2.- Lo de “brillar un instante” lo he sacado de contemplar las estrellas de la noche. Cuando las mires recuerda que algunas han enviado su luz desde tan lejos que ya no existen, han desaparecido hace miles de años pero su luz sigue viajando. Si una estrella vive miles de millones de años y luego solo queda su luz viajando por el universo entonces mi vida es un instante. Hay muy poco tiempo para amar, para cumplir tu propósito

3.- Si alguien te adora, te quiere tanto que no le importa cómo eres es muy fácil que tú aceptes tus limitaciones. Pero si no tienes un motivo para aceptar tus limitaciones no las vas a soportar. Te lo resumo: somos dioses pero no somos Dios.

Receta para ser feliz

1.- Ten un propósito para tu vida. Responde a esta pregunta: ¿Para qué estás aquí en este planeta durante un instante cósmico?

2.- Experimenta lo que es ser querido por ser como eres. Responde a esta pregunta: ¿Quién me quiere como soy?. (siempre hay alguien que te quiere como eres, no seas cobarde). Déjate querer.

3.- Aprende a querer así a los demás: tal como son. Si tienes pareja ya puedes empezar a practicar.

3.- La riqueza es la ausencia de defectos. Por eso somos todos pobres y adorables. Busca esa riqueza.

Papá, in memoriam, sé que me ves

Si te ha gustado, comparte

 

Cuando el negocio no avanza

vamos a ver ahora 3 ideas:

  • Buscar el beneficio no es un crimen
  • 2 actitudes que evidencian tu falta de liderazgo
  • 2 aprendizajes sobre los equipos que no funcionan

Buscar el beneficio empresarial no es pecado ni un crimen

Uno se queda muy a gusto consigo mismo cuando está involucrado en el éxito de un proyecto empresarial y resulta que este proyecto no avanza, se atasca, no genera beneficios y parece como que se congela la iniciativa del equipo. Te adelanto que si la empresa no se adapta a los cambios del mercado es porque estás fallando como líder y además falla tu equipo. Lo positivo de todo esto es que la realidad se mide en forma de beneficios. No es que haya que buscar el beneficio a cualquier coste, eso es el camino fácil, traicionero y miserable, sino que tienes que buscar formarte y mejorar de forma eficiente para que puedas afrontar con éxito el futuro. Y formarse es aprender de los que saben.

2 actitudes que evidencian tu falta de liderazgo

Las personas antaño motivadas parecen aburridas, hacen lo justo y empiezas a ver una de estas dos situaciones:

a.- los que se limitan a cumplir. Están como esperando un fatal desenlace en el que ellos no tienen nada que hacer para evitar.

b.- colaboradores que simplemente desaparecen.

Leyendo el otro día a Perry Marshall descubrí un punto importante que quiero compartir contigo porque me ha sido de gran utilidad: la responsabilidad del equipo en los fracasos empresariales. Deja que me explique.

Una práctica muy habitual es culpar al mercado y las circunstancias económicas de los fracasos de un proyecto empresarial. Sobre todo en paises donde fracasar no está bien visto como el nuestro. El equipo se formó para sacar adelante un proyecto empresarial. Muchas veces ese equipo sustituyó a uno anterior que daba buenos resultados pero que se deshizo por alguna razón: jubilación, cambios, etc.

2 Enseñanzas vitales sobre el rendimiento real de los equipos en la empresa

El nuevo equipo se formó probablemente utilizando a las personas más cercanas emocionalmente (familiares, amigos, novios, etc) y con gran ilusión. Aquí es donde aplica lo que he aprendido en la vida real y que gente como Perry Marshall me ha corroborado. Lo aprendido es que:

1.- No puedes formar un equipo de gente con habilidades parecidas o con afinidad personal. La base siempre debe ser que esa persona sea la mejor posible para el puesto, cada una de ellas. En el emprendimiento de internet que es el que yo más conozco los perfiles necesarios para triunfar son muy distintos. En mi caso personal hasta que no me centré en conseguir trabajar con personas muy enfocadas en sus áreas (programación es muy distinto de ventas, p.e.) no conseguí un equipo realmente eficaz.

2.- Cuando un equipo no funciona tienes que sustituirlo por otro.

Suena muy duro y es más duro todavía en la vida real pero no hay otra solución. Alguien más frio e inteligente que yo te diría que es por el bien de los integrantes del equipo, que ya no está bien preparado, que ya no está bien motivado y por el bien del líder del equipo: has perdido la iniciativa y te tienes que quitar de enmedio. Cuando no lo haces así viene el estancamiento empresarial, se esfuman los beneficios y te pasa lo que te he descrito al principio: los buenos se largan y los mediocres o conformistas se quedan para cobrar la última nómina pero no para revolucionar nada: ni saben, ni quieren ni pueden. Y tú, si eres el lider mira a ver si sabes, si puedes y si realmente quieres.

Un ejemplo concreto que he observado lo he visto en el sector de la hostelería. El empresario suele haber aprendido el negocio de otro (sus padres, un antiguo jefe, etc) pero cuando los gustos de los clientes cambian y hay cualquier mínimo cambio no se saben adaptar. Mejor dicho, solo saben adaptarse reduciendo costes y a veces bajando la calidad. Por eso es tan importante aprender y luego seguir aprendiendo. Reciclarse. En hostelería me he quedado asombrado cuando he conocido lo fácil que es mantenerse al día, al menos en mi ciudad, donde puedes entrenarte en lo básico de la hostelería y cocina y luego pasar a aprender de los maestros en dirección de cocina. Si te gusta este sector echa un vistazo a la Escuela de cocina Alcazarén. Estoy colaborando con esta gente y se aprende mucho. Por supuesto en otros sectores tienes que buscar la formación adecuada para que se te puedan ocurrir nuevas ideas. En mi sector hay que especializarse pero después de haber encontrado un modelo de negocio rentable. Nosotros hemos encontrado un nicho en los sistemas de ecommerce que se programan para adaptarlos realmente al modelo de negocio del cliente y centrándonos en evolucionar los sitios web usando el sistema de validación de hipótesis que es la base de cualquier avance científico. Pero esto es para otro día

Si te gusta compartelo.

Antonio se muere. Enseñanzas de la muerte

Steve Jobs, el fundador de Apple, solía utilizar como criterio “la muerte” para decidir qué hacer cada día y en qué ocupar su tiempo. Como sabrás tenía un cáncer de hígado muy  peligroso y si fuera español habría dicho aquello de “tonterías las justas” a la hora de aprovechar el tiempo que le quedaba de vida.

Tonterías, las justas. He pensado yo cuando Laura, la hermana de Antonio, me ha hablado de lo que va a ser la última semana de su hermano.

Antonio es un sacerdote, fraile salesiano, de 48 años que se está muriendo mientras yo escribo estas líneas. Hay mucha gente que se muere, tú y yo vamos a morir también, pero ahora le toca a Antonio. Está totalmente consumido por un cáncer feroz que le invade ya todo el cuerpo. En realidad tenía que haberse muerto hace un año pero no le ha dado la gana. Se ha aferrado a la vida porque, por mucho que crea en Dios -y cree mucho- ve con ojos muy especiales la impresionante belleza que tiene vivir. Cuando tenemos que dejar este planeta a la fuerza nos damos cuenta de su increíble bondad y belleza. De repente solo queremos ver cómo sale el sol. tan solo nos importa respirar aire fresco en un parque. Resulta emocionante contemplar las flores que nacen tímidas en un prado o la serenidad de un árbol que va a estar ahí mucho más tiempo que tú.

Así que una enseñanza de la muerte es decidir hacer lo que realmente queremos hacer. No hay que hacer mucho. Hay que hacer solamente aquello que nos acerca al propósito de vida que tenemos. ¿No tienes un propósito para tu vida? Entonces vete pensando en uno. Es urgente.

Antonio quiere morir consciente, se ha negado a eso que llaman “sedación total”. Yo no sé lo que haría en sus circunstancias pero él quiere morirse consciente. La gente viene en tropel a visitarle. No es una vista agradable, pero vienen. Laura le ha preguntado: ¿Por qué viene tanta gente a verte? y él ha contestado: “algo habré hecho bien”

Prometo no ahogarme

Cómo puedo conseguir un trabajo mejor

Quieres cambiar de trabajo. Si has llegado a esta conclusión es que das por supuesto que no es posible mejorar el que ya tienes: relacionarse mejor con tu jefe o jefes, con los compañeros, das por sentado que no puedes cambiar tampoco el contenido de lo que haces a diario, etc. Suponemos que has probado ya de todo y que tu decisión de cambio de trabajo es firme. En este caso vamos a ver 3 cosas prácticas a hacer para conseguirlo.

Gestionar las emociones

Por mucho que escapes del miedo al futuro, del miedo al fracaso, del miedo a no ser lo bastante bueno o buena haciendo…. no lo vas a lograr. Negando tus emociones no vas a mejorar tu trabajo. Puede que cambies de trabajo pero te vas a sentir pronto igual que hasta ahora. Esto es tan frecuente que hasta hay toda una escuela de pensamiento dedicada a no sentir nada y a hacer como que no te importan las cosas. El fin de algunas corrientes espirituales hindúes también busca el no desear para no tener que sufrir la pérdida o el deseo. El  caso es que vistos los resultados a mí -y a la inmensa mayoría de las personas que trato en el coaching- me funciona mejor trabajar la “Aceptación”. Acepta las consecuencias de tus miedos y tus miedos disminuirán. Acepta que te puedes quedar sin trabajo, sin ingresos en un momento dado. Acepta que te pueda pasar eso que imaginas tan terrible. Si viene y realmente se cumple ese miedo acepto desde ahora las consecuencias.

como ves da para mucho pero esto quizá te sirva

Lidera tu tiempo

Este tema es tan recurrente en este blog que debería titularse así toda la web. Mira por aquí entradas dedicadas a gestionar realmente bien tu tiempo. Como idea base te puede servir elegir hacer una sola cosa al día,  pero muy valiosa de cara a tu objetivo de cambiar de trabajo. Además eso que hagas no debe llevarte más de 20 minutos. Hazlo y verás. No abordamos aquí cómo hemos llegado a esta sencilla receta pero te aseguro que muchas personas han contribuido. Haz una sola cosa al día de mucho valor y durante 20 minutos. “Mucho valor” significa que has pensado en algo que signifique un cambio en tu vida. Puede ser una llamada a esa persona a la que te da mucha vergüenza llamar. Puede ser analizar si esa formación que te ofrecen realmente es lo que te ayudará a cambiar de trabajo, etc

Busca una herramienta para gestionar tus oportunidades

Cada oportunidad de cambio laboral suele aparejar varias gestiones encadenadas y puedes perderte un poco en cada una. Usa “Streak” o “Trello” o las tareas de google calendar u Outlook con las banderitas de seguimiento. Excel no te va a ayudar pero eso depende de cada uno. Puede que seas de esos que usan Excel hasta para escribir a la novia. El caso es que marques un ritmo diario y dediques al menos 20 minutos a pensar y otros 20 a ejecutar la tarea especial que realmente marque una diferencia en tu futuro profesional.

Bueno, esto es la base, ahora construye tu propio sistema.

Espero que te haya servido. Si te gusta, comparte

 

Crear un equipo en una empresa de internet

Estos son los componentes del cóctel de la nueva empresa que crea un emprendedor: alta incertidumbre, no sabes realmente a qué te dedicas (aunque creas que sí 🙂 ), la gente que buscas huye espantada cuando ve que no hay empleo estable, por supuesto no tienes dinero, al menos no el suficiente como para contratar a esos que solo quieren un sueldo a cambio de hacer (bien) su trabajo, no sabes qué haces dentro del equipo:  jefe, programador, marketing, ventas, operaciones, administración…¿Entonces? Continue reading “Crear un equipo en una empresa de internet”